RSS

Agosto 8

En cada amanecer, gente indiferente cambian de parecer.
De detenernos un instante para reconocer el rol que nos toca,
Descubriríamos que la caja carmesí no guarda un regalo.
Es difícil escapar a lo que se hereda.
Imágenes de tus padres te confunden, carriles de los que no puedes huir.
Hoy he visto a la hija hecha madre.
Caminando por el fuego, el amor es un guijarro en mis zapatos.
Amo y no recuerdo el color de sus ojos.
Cuatro semanas atrás, con el temblor en la piel,
Un pájaro posó los párpados y el aliento a grama
Entre las hojas del corporal gemido,
Pero, ya de noche, se fue y no ha vuelto aún.
Descubro en otros pájaros cierta ironía en las miradas,
¿Qué es lo que saben?… ¿Qué?

Barcos de papel rumbo a la alcantarilla.
¿Hasta qué punto soy omnipotente?
Hay seres que son omnipotentes dentro de su mente, pero fracasan con el resto del mundo.
Hay otros, omnipotentes frente al universo externo, fracasan en soledad.
¿A qué viene esto? No sé en qué grupo incluirme.
Los pasos que te remontan son el acústico golpetear de mis sentidos.
Un huevo frito despierta mi apetito. Un huevo frito en tu testa.

Anuncios
 
Deja un comentario

Publicado por en 10/08/2016 en otra

 

5 de agosto

A veces me preocupo demasiado por darle un significado a los sueños.
A veces en definir lo que abre el pecho y expone el corazón.
Quiero describir sentimientos que no poseo.
Una luz que brilla no es una luz que brilla.
Una sonrisa a veces tampoco lo es, no brilla.
Cómo encontrar fórmulas nuevas,
Algo que nos acerque a situaciones incomparables,
Un, dos, tres…
Puedes contar hasta un millón
Que permaneceré frente a ti.
Puedes cerrar los ojos y continuar hasta el último suspiro.
Pero si espías, siempre me verás junto a ti.
Reverenciando la reverencia, aplauden.
El clown cae, se levanta y vuelve a desplomarse.
Festejan cada nuevo traspié como si no cayeran con él.
Nada de lo que haces es parte de lo que hago.
Surge de las tinieblas un tren de plastilina, moldeado.
Algo que sólo ocurre en lo irreal.
La cortina se descorre, explota el cielo,
Un haz luminoso, el azul, el verde,
La fisonomía de los objetos y el bostezo pleno.
Al despertar, algo tarde ya,
Un pájaro en el marco de la ventana.
Gorrión de luz, plumas de aire y un presentimiento.
Ahora, lejos, agotado el rumor del aleteo,
La dicha se diluye en el silencioso olvido.
¿Cómo esbozar rebozos,
Cuando no imagino el calabozo que te emboza,
Y, ante el frenesís del posible encuentro,
No recuerdo desde dónde reiniciar la búsqueda.

 
Deja un comentario

Publicado por en 05/08/2016 en otra

 

Otro día de julio, tal vez el mismo.

Estoy triste. Quizás en estos momentos necesite, como tantas veces soñé, tener alas o estar trabajando intensamente en la conquista de otros mundos.
No encuentro en la realidad algo que se asemeje a la ficción. Mis pasos ruedan por una senda aceitosa, siempre resbalo, me cuesta mantener una cierta constancia.
La congoja deriva de un sueño, rey de una odisea incomprendida, vivir.
Creo que todo el mundo tendría que tener su propia música, que ensamble los coetáneos planos de la conciencia.
No sé cómo alzar una barrera que separe lo real de la ilusorio.
Respeto tus palabras, reales o imaginadas, nunca dichas o expresadas, porque me despiertan a una certeza; debo cambiar, pero, ¿cómo?
Si el hombre que esperas está lejos y quizás nunca llegue. Ni siquiera sé si existe.
Estoy triste. Me es imposible remontar vuelo.
Las únicas alas son las de mi mente. A veces alcanzan, pero otras, no.
El único mundo que demanda mi conquista es el que yace en los libros, a veces alcanza, pero otras, no.
Oh, viajo en el tiempo. Tú también. Es lo único real. Detrás de cada suspiro el futuro espera. El problema es que vive a la sombra del presente.
Podemos ver a grandes rasgos lo que sucederá, pero en lo individual, nunca sabremos que aguarda por nosotros.
El futuro tiene dos cabezas. Una la que deseamos, otra las que nos toca cuando llegamos. Dos cabezas que se renuevan siempre.
Estoy triste. Alguien influye en mí en este instante. Alguien que, poseyendo un sentimiento lánguido, lo deposita en mi espíritu.
Me duele el pensar, me duele la realidad. Me duele el fugaz beso en el cuello y la insoportable ausencia cuando giro.

 
1 comentario

Publicado por en 26/07/2016 en otra

 

Un día de julio

Leyendo escritos viejos encuentro una frase dejada,quién sabe por qué motivos; Todo se repite.
Difícil es hallar un tiempo de realización. Tal vez muera en la revolución que creí dejar atrás, no en el olvido;tengo miedo de necesitar otra.
Sangre y dolor, el costo.
Desnudo el bosque, todo lo que hago salta sin el árbol. Trato siempre de simplificar, de hallar la recta entre los puntos.

Iluso. 1, 2, 3, peldaños, escalera a la nada.
Otra vez lo mismo, pasos ya dados.
¿Vale la pena el desandar?
5 dije ya hace tiempo,
Y hace poco alguien repite; 5 soy yo.
Cómo hacer para no caer cuando caer también es 5.
Cómo cambiar el derrotero.
Mitad de algo, entre la realidad y los sueños.
5 soy yo. No, por favor, que el juego es muy distinto al que involucras.

Sabemos muy bien que sucede,
Alúmbrame con tu amistad
Háblame del amor que sientes,
De tus sueños que quiero compararlos con los míos.
Necesito identificarme contigo.
Háblame del amor que sientes por tus padres,
Pero no me mientas diciendo que vives para ellos.
Despiértame al amanecer,
Quiero fumar el último cigarrillo de tu vida,
Despiértame al amanecer que quiero hablarte.

Suena el teléfono.
Del otro lado una voz se turba al oír la mía.
Palabras dichas al correr de los minutos,
Eliges tus amigos por la forma y posición.
Palabras, respaldo de argumentos
Para creer que se puede ser feliz.
Palabras que alguien pronunció antes,
Que repites sin temor,
Cuando deberías temer,
A las que ocultan otras que, tal vez,
Hagas tuyas mañana.

 
Deja un comentario

Publicado por en 26/07/2016 en otra

 

En el síncope

Para bailar no hace falta mover los pies,
Los pensamientos danzan en la cabeza,
Se deslizan de un extremo a otro del recinto, y en el síncope,
Las siluetas borrosas enlazan la amarga indefinición.
Hace tiempo que sufro por lo que no imaginas,
Lo crees intuir, pero aciertas en otro número.
Si el problema fuese tan fácil,
Estarías definiendo el ritmo de mi mente.
Cada día lo descubro al evolucionar hacia otro cero,
Sin siquiera del corazón que no halla el soplo reflejo.
Representa lo que pinto, la pauta exacta de mi sentir.
Lo sé, por lo menos hasta que cambie el parecer,
Algo vive dentro de mí, la fatalidad a la que siempre temí;
Existe un destino y no sé cómo eludirlo.

 
Deja un comentario

Publicado por en 09/07/2016 en otra

 

Palabras sin sal

Haciendo uso de tu derecho de contradecirme,
Quiero que sepas, hermano mental;
Nos rodea un libro que no se ilumina
Frente a los trazos de las palabras sin sal.
Sólo quiero dar vuelta la hoja,
Que mi alma libere figuraciones
Coherentes con la realidad actual.
Que el lobo se coma a Caperucita.
Te sueño y recuerdo el color que no florece.
Los árboles flacos, altos, ofrendados,
Desparraman el oro, en la cíclica resurrección,
Al sendero, ya cubierto por el crujir de las pisadas.
Mi única misión es disfrutar del momento,
Mientras recojo las hojas ligeras por tocar el suelo.
Un remanso en la mente, un romance en el corazón,
Mis ojos recorren el cercano mundo,
E imagino el rostro etéreo detrás del horizonte.
Geometría plana, un trapecio, unas líneas rectas,
La estrella de David, un rombo, un cometa de siete colas
La sombra solitaria, un triángulo, puntos suspensivos,
Mi obtusa cabeza de cartón, un anagrama,
El amor es plano, múltiples rompecabezas de dos piezas,
Sólo hay que jugar hasta que, los pedazos dispersos,
En el encastre, formen una imagen perfecta, la única.

 
Deja un comentario

Publicado por en 03/07/2016 en otra

 

Dando vueltas alrededor de una hoja de papel

Dando vueltas alrededor de una hoja de papel,
No alcanzo a comprender que quise dibujar.
Una sábana el alba, frazada el sol naciente,
Las sombras se achican, sobre la escarcha el vapor, crece.
El gato se estira, bosteza a un segundo de la hora marcada.
El despertador danza con su música discorde
Despierto a la calidez propia del nuevo amanecer.
Olvido las vueltas, el dibujo, no la tierna mirada.
Hay muchas mañanas en la vida, pocas como esta,
En la que, el loco espejismo de estar vivo,
Incita a la necesidad de enfrentar, desnudo, al mundo.

 
Deja un comentario

Publicado por en 02/07/2016 en otra